jueves, 29 de abril de 2010

Mensajes A Las Siete Iglesias (Apocalipsis)

En los próximos días, publicare la serie sobre los mensajes a las siete iglesias que aparecen en el Apocalipsis. Como es costumbre, se hará una introducción al tema y luego se desarrollara cada mensaje por separado. A diferencia de otras series, la exegesis se hará a fondo. Los escritos se harán de forma narrativa (No habrá bosquejo), con el siguiente orden:

1. Como se presenta el que habla. (Jesús)

2. Lo que el Señor Resalta de cada Iglesia.

3. Lo que el Señor Reclama o Advierte a cada Iglesia.

4. Lo que el Señor pide a cada Iglesia.

5. La promesa que el Señor hace a cada Iglesia.

Les solicito sus oraciones. La tarea no es fácil y pido el apoyo de todos ustedes mis hermanos. Oren para que Dios nos de la sabiduría, el denuedo y la fuerza para seguir escribiendo para edificar la Iglesia del Señor. Solo soy un mensajero que humildemente lleva el recado.

Dios les bendiga

lunes, 26 de abril de 2010

Los Dinosaurios A La Carga – Llego La Caballería

Hoy es común escuchar que nos tilden de Dinosaurios, por el simple hecho de no aceptar la postmodernidad como elemento perturbador de la vida de la iglesia. Les envío una serie de enlaces de algunos de ellos. Nosotros vamos atrás.

René Padilla

http://www.youtube.com/watch?v=_vcsjt7HwG8&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=JVGaz9bvlVQ&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=KvL3jGJXEKE

Samuel Escobar

http://www.youtube.com/watch?v=7OLs3lYl474&feature=related

Justo González

http://www.youtube.com/watch?v=BpGvM1ry1_I&feature=PlayList&p=2E469AA8E7D76BDF&playnext_from=PL&playnext=1&index=10

Antonio Cruz

http://www.youtube.com/watch?v=CJSvkd5Rn4s&feature=related (6 partes. Las encuentran al abrir cada video).

RC Sproul

http://www.youtube.com/watch?v=9rsh13JGjXg&feature=PlayList&p=35B3A34E97BF5019&playnext_from=PL&playnext=1&index=24

John Piper

http://www.youtube.com/watch?v=SfEBxqaer0U

http://www.youtube.com/watch?v=MC-QFcFSAQY&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=p4-jGay6CZk&feature=related

John McArthur

http://www.youtube.com/watch?v=VrTqawkoe8s&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=SEMDupTZ-PE&feature=PlayList&p=9D2F96B8AA9D413D&playnext_from=PL&playnext=1&index=16

Jeremías (El Profeta)

http://www.youtube.com/watch?v=2t4AupdHiJc&feature=related

Paul Washer

http://www.youtube.com/watch?v=LFsv-FCh4-E&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=Ux7QBGf5hcc&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=Y8P7RyN3qY4&feature=related

David Wilkerson

http://www.youtube.com/watch?v=hr88Y38qcSo (Encuentran en la misma pagina los enlaces siguientes)

Leonard Ravenhill

http://www.youtube.com/watch?v=WBwxoQ7ntSE

http://www.youtube.com/watch?v=0xTMED_gfSA&feature=related

http://preparadelcamino.wordpress.com/2009/04/06/%C2%BFpor-que-no-llega-el-avivamiento-pdf-ebook/

AW Tozer

http://seducciondelacristiandad.blogspot.com/2010/01/la-vieja-y-la-nueva-cruz-w-tozer.html

Blog Recomendado

http://doctrina-biblica.blogspot.com/

Tiempos Peligrosos y Rostros Del Liderazgo Por Jorge Atiencia ESEPA, Julio 22 del 2006

¿Cuál es el peligro más amenazador para la iglesia hoy?

-el poder

-la tradición – los mitos

-el temor a confrontar el pecado

-los sermones no dicen: cómo está usted en relación “con”, predicación en forma general y no en relación al compromiso con las Escrituras

-herejías

-deformaciones

-de la tradición al poder

-ausencia de identidad

-crisis de liderazgo

-abuso espiritual y manipulación

-ausencia de compromiso

-falta de conocimiento

-la iglesia se ha vuelto el peligro

“Peligro” se usa para rotular el veneno sobre todo si hay niňos. Para rotular material explosivo. Tiene obligatoriamente que escribir “Peligro” cuando el voltaje es elevado. Cuando hay perro bravo en las casas. En frente de fallas geológicas.

“A estos evita” El debate pregunta: Están estos fuera o dentro. Casi que dice: con ellos no construyan proyectos.

2 Timoteo: resistieron a Moisés, así también resisten a la verdad. Entonces ¿dónde parece que están? Adentro. “Dentro de ustedes saldrán lobos feroces”

Pero tú…¡Qué bello! La esperanza del apóstol. Has seguido mi doctrina. Se ve que el apóstol pensó mucho para ordenar el material. Doctrina.

Engañando y siendo engañados

Pero persiste tú en lo que has aprendido

Y te persuadiste, desde la niñez has sabido las Escrituras…

Toda la Escritura

El apóstol empezó con “réquiem”, con la realidad, y terminó con una utopía

Tiempos peligrosos y los rostros del liderazgo

Estos son tiempos propios de la postrimería. Según Jesús la postrimería fue inaugurada con su venida. Entonces vivimos en la postrimería. No son días finales sino días últimos. Es la última oportunidad que tiene el ser humano en la historia. Queda totalmente desbaratada la teoría de la evolución.

Shaperus describe lo caótico y lo incontrolable. Lo ingobernable y conductas salvajes.

Debes saber esto, que en los postreros días vendrán días salvajes. ¿Cómo los tiempos se volvieron así? Estos hombres y mujeres resisten a la verdad. Janes y Jambres cambiaron el centro gravitacional del universo. Esto es catastrófico. Se lo usurparon a Dios y lo reubicaron en sí mismos. Ahora el mundo gira alrededor de mí. Amadores de sí mismos. Sólo caben ellos mismos. El “otro” no existe. Y sí existe, es para su avaricia.

La naturaleza humana resistente. Término médico. Creando antivirus. Oportunismo económico. Jucuyama en el 2001: El fin de la historia y el último hombre, El ser Neoliberal. El mundo ha llegado donde debe llegar. A una realidad neoliberal.

Pero la atrevida, valiente Sagradas Escrituras tiene algo que decir, la única en medio de todas las escrituras:

· Las escrituras del neoliberalismo nos dice: “¡Estamos mal, pero vamos bien!”, palabras de Menen en Argentina. Fernando Cardozo en Brasil: “¡Estamos en el inicio del principio del comienzo del bien!”

· La escritura política: ¡Hace rato que no estábamos tan seguros!”

· La escritura filosófica posmoderna: Hace rato que no nos dice nada, para qué si todos tienen un poquito de verdad

¿Qué se aproxima a este realismo bíblico como lo presenta el apóstol? De la literatura, El Seňor de los anillos.

La valiente Palabra de Dios tiene el coraje de decirnos cómo estamos. Exordio—describe su advertencia con un vocablo. Pablo inicia este capítulo con esta palabra: También.

Se que …pero también debes hacer esto

Pablo no ahorra esfuerzo para empujar al tímido Timoteo a construir algo en medio de semejantes caníbales porque hay tal auditorio allí que nos van a tragar vivos. ¿Cómo predicarle al cruel? Por eso le dice también: Debes saber esto.

Sin este conocimiento no va a llevar la iglesia. El apóstol se da cuenta del temor de Timoteo. Nos asustan a nosotros también semejantes realidades. Este “también” es tan decisivo que lo comunica con acento de mandamiento: “debes hacer esto”.

¿Es posible hacerlo sin claudicar o escuchamos al apóstol cuando dice: “a estos evita”?

Inviable-término económico: No importa si invierte o no invierte, hay ciertas economías que ya son inviables. Ya no se puede obtener ganancia por la inversión.

Este es un realismo bíblico no un triunfalismo bíblico.

Espiritualidad que no cabe:

· Religión sin ética: tendrán apariencia de piedad pero niegan la eficacia de ella

· No cabe la religión con estética. Se dice que el crecimiento del evangelio en América Latina es explosivo. El caso de Brasil: Un Pentecostés cada media hora, pero ¿hay menos corrupción en el país? Ojo, cómo manejamos las estadísticas. La estética sin ética es patética. La estética sólo produce reinados de belleza. Ante semejante explosión, ¿hay menos corrupción? Brasil sembró la esperanza en los evangélicos del partido PT pero recientemente explotó un escándalo que destapó el PT compró senadores y diputados.

· Janes y Jambres se han vuelto como alternativa a la verdad: Magia. Se sitúa cualquier religión con pretensión de la verdad. No cabe la magia ni los Janes ni los Jambres: pretensiones ilusionistas. No caben vacunas inmunológicas. Pues todos lo que quieren vivir piadosamente padecerán persecución.

· No cabe el vacunarse. Cuando la piedad desenmascare todo esto se ha vuelto “Piedad”

Sí cabe en el realismo bíblico, en la esperanza de alcanzar a éstos caníbales:

  • Un liderazgo que tenga doctrina y conducta. Espiritualidad y moral ética
  • Doctrina que se alimenta con la Palabra y se articula con ética

Sin este referente doctrinal, ¿cómo le enseñaría al avaro? ¿Cómo le enseñaría al implacable? Si quitamos “doctrina” se va al piso: Arrepentimiento y Pecado.

Doctrina y conducta, son componentes. Entonces en esta realidad bíblica cabe: verdad, ética, espiritualidad, utopía pedagógica.

Utopía es la realización de lo irrealizable. Es propiedad de la espiritualidad cristiana. Siempre y cuando Timoteo haga uso de un texto básico que lo acompaňa y lo ha acompaňado desde su niňez: enseňar, reargüir, instruir en justicia.

Este no es un medio difícil. Es un medio “imposible”. Podemos esperar el surgimiento de un ser humano maduro. Esto se puede dar por los 4 momentos pedagógicos. Pero enseňar se congeló. Hasta allí llegó la iglesia.

¡Qué pavor nos da redargüir, enseňar en justicia!

“A fin de que sea perfecto”. Palabra que en griego significa que sea “maduro”. Una presencia en el liderazgo con este perfil puede lograr acercarnos a esta audiencia salvaje y convertirlos de “bestias” en “bellas”.

“Cabe la utopía porque donde hay un maduro hay menos peligro”

domingo, 25 de abril de 2010

La Didajé y Los Falsos Profetas

Es un documento en el que se compilo la enseñanza de los apóstoles. Fue escrito alrededor de los años 68 a 70 DC. Resume de manera muy practica situaciones que se daban en la Iglesia del siglo I y como enfrentarlas. Colocando un ejemplo, la didajé me enseña como identificar un falso profeta de la siguiente manera:

- No todo el que habla en espíritu es profeta, sino el que tuviere el modo de vida del Señor. Así, pues, por su modo de vida se conocerá el verdadero y falso profeta.

- El Apóstol no permanecerá entre vosotros sino un solo día; si hubiere necesidad, otro más. Pero si permaneciere tres días, es un falso profeta.

- Al salir de entre vosotros, el apóstol no ha de tomar nada consigo, si no fuere pan, hasta su nuevo alojamiento. Más si pidiere dinero, es un falso profeta.

- Todo profeta que manda poner una mesa en espíritu, no come de ella; en caso contrario, es un falso profeta.

- Y si un profeta enseña la verdad, pero no cumple lo que enseña, es un falso profeta.

- El que dijere en espíritu: Dame dinero y otras cosas, no le escuchéis; más si dijere que se dé para otros necesitados, que nadie le juzgue.

Tratando de interpretar lo que cada recomendación quiere decir encontramos lo siguiente:

En primer lugar, el profeta debía tener el mismo estilo y modo de vida de Jesús en sus connotaciones físicas, económicas, morales y espirituales. En la práctica ser igual a Jesús en su manera de vivir. Si esto no era así, era catalogado como falso profeta.

En segundo lugar, el profeta que abusara de la hospitalidad y amor de los hermanos permaneciendo en su casa por más de dos días era considerado falso profeta.

En tercer lugar, el profeta no podía llevarse nada de la casa en donde había estado hospedado y mucho menos pedir dinero, porque era catalogado como falso profeta.

En cuarto lugar, todo aquel que sirve al Señor como profeta pretendiendo lucro personal es considerado como falso profeta.

En quinto lugar, si un profeta enseña y no vive lo que enseña es un falso profeta.

En sexto lugar, el que te diga en espíritu dame dinero y otras cosas para mí no se lo des, pero si lo pide para ayudar a otros nadie lo juzgue. Si alguien utilizaba su ministerio de profeta para lucro personal había que rechazar de tajo tal actitud. En caso de que el dinero o las cosas fueran a ser destinadas a una obra social o de ayuda al prójimo necesitado no había que juzgarlo pensando que tenia doble intención. De todas maneras el creyente estaba en la libertad de dar o no dar, nunca había presión, el que la ejerciera seria considerado inmediatamente como falso profeta.

Estas instrucciones prácticas compartidas por los apóstoles y compiladas por algún escriba, nos dan a conocer que las malas prácticas ministeriales estuvieron presentes desde el inicio de la Iglesia. La historia nos provee de documentos que amplían el panorama para así entender mejor las cosas. Por último, si hacemos una comparación entre la Iglesia del Siglo I y la de hoy, ¿Qué encontramos?, si es lo mismo, Si identificamos a los falsos profetas, ¿Qué estamos haciendo para descubrirlos?, ¿Los estamos denunciando o aceptando?. Los apóstoles fueron claros, si encuentras en ellos estas actitudes y comportamientos identifícalos como falso profetas. ¿Quién dijo miedo?. Si algún hermano tiene datos adicionales que aportar sobre el tema, le invito a que los envie a mi correo domefi@gmail.com.

Ver texto completo de la didajé en:

http://multimedios.org/docs/d001318/

Dios los bendiga

sábado, 24 de abril de 2010

Análisis De La Entrevista Al Cardenal Darío Castrillon Sobre Pederastia

Esta semana, la cadena radial colombiana RCN, entrevisto al Cardenal colombiano Darío Castrillon, preguntándole sobre la pederastia en la Iglesia Católica. Hoy publique en la revista Semana mi análisis de la misma. Los invito a leerlo.

http://comunidades.semana.com/entrada-blog/simple-sentido-comun-parte/3092.aspx

http://comunidades.semana.com/entrada-blog/simple-sentido-comun-parte/3093.aspx

Dios les bendiga

lunes, 19 de abril de 2010

Lectura cristiana de un terremoto Respuestas ante lo incomprensible Milton Acosta, PhD

¿Qué puede uno decir como cristiano a una semana del terremoto ocurrido en Haití? Es probable que no haya mucho que decir, sino más bien mucho que hacer. Sin embargo, me permito ofrecer unas breves reflexiones desde una perspectiva bíblica, teológica y cristiana. Lo hago con plena consciencia de mis limitaciones en esos tres campos; por eso es “una perspectiva”. Como es un tema que levanta preguntas, lo he planteado en términos de respuestas.

La primera y más bíblica de todas las respuestas ante una tragedia como la ocurrida en Haití es “no entiendo.” La devastación de una nación ya devastada es un hecho incomprensible por donde se mire.

La segunda e igualmente bíblica de todas las respuestas es: “¿qué puedo hacer para ayudar?” y hacerlo. Ojala no pase mucho tiempo entre la primera respuesta y la segunda. Al dar hay que cuidarse de no convertir la ayuda al necesitado en un show o en una “inversión”. También es necesario reconocer nuestras limitaciones y que en realidad en la mayoría de los casos tampoco hacemos todo lo que pudiéramos hacer.

Hay quienes explotan estas tragedias política y sociológicamente. Despliegan números donde se muestra quién da más: “somos mejores que los demás”. Dista mucho esto de “no sepa tu mano izquierda lo que hace la derecha.” Así, lo que se presenta como bondad, desde la perspectiva bíblica es marca de la hipocresía y la vanagloria, de falsa espiritualidad y falsa bondad. Habrá que ver cuántos y quiénes quedan en Haití cuando las cámaras se hayan ido. Sin embargo, a veces ocurren cosas de tal magnitud que mueven a la humanidad como si Dios la moviera, sin reuniones ni lujosos salones ni grandes anuncios. En cualquier caso, dé de corazón, de prisa y según sus posibilidades.

La tercera respuesta cristiana es la oración: “Dales Señor a los sobrevivientes el consuelo que ninguna ayuda humana puede dar.” Esta respuesta va de la mano de la segunda. Si orar implica cerrar la billetera, ¡ay de ti! La oración le da continuidad a la ayuda, no la reemplaza. ¿Qué escucharemos de esta tragedia en un año, en cinco, en cincuenta? ¿Qué pasará cuando termine el show de los noticieros? La oración y la acción cristianas no pueden ir al ritmo de la “Noticia de última hora.”

Pensemos ahora en lo último que se esperaría de un cristiano en una tragedia así. La antepenúltima y menos bíblica de todas las respuestas es la indiferencia: “pobres tenemos aquí también.” Este tipo de respuesta generalmente no se duele ni de los de Haití ni de los de acá. Si nos dolemos, que sea de ambos.

La penúltima y menos cristiana de todas las respuestas ante una tragedia de estas proporciones es interpretar lo ocurrido. Debemos pensar en las implicaciones de esta incomprensibilidad porque si digo “no se lo merecen”, simultáneamente estoy afirmando que otros sí se lo merecen. ¿Incluido mi país? ¿Cuáles hechos califican?

Y la última y menos bíblica de todas las respuestas que cualquier cristiano sensato pueda dar es interpretar tales acontecimientos como castigo divino, especialmente cuando piensa que él es Abraham, Lot, Noé o Jeremías y que pecados son solamente los relacionados con el culto. Pablo no interpretó la pobreza extrema de los judíos cristianos de Jerusalén como castigo divino. Más bien, la vio como una oportunidad para que los cristianos del resto del mundo se solidarizaran con los pobres de Jerusalén. Lo peor que uno puede hacerle a alguien que sufre es darle explicaciones teológicas, y mucho menos condenatorias. Las explicaciones, si acaso las tenemos, habrán de darse con humildad y en el momento apropiado. El cristiano está llamado a consolar, no a dar latigazos con retazos de Biblia.

Un terremoto tiene una interpretación histórica y sociológica, pero también una interpretación teológica. En cada una se requiere una distancia de tiempo para saber qué decir. Los eventos no se pueden interpretar cuando están ocurriendo. Con respecto al terremoto de Haití, todavía no sabemos qué ocurrió. Probablemente la interpretación esté en la respuesta de la humanidad a corto y a largo plazo. ¿Sabe qué pasó con las víctimas del tsunami de 2004 en el Océano Índico? ¿Sabe cómo se levantaron los europeos después de dos guerras devastadoras en el siglo xx? Curiosamente, mientras los unos empiezan a interpretar los otros empiezan a olvidar las interpretaciones.

martes, 13 de abril de 2010

La Oración Por Los Gobernantes 1 de Timoteo 2:1-4

Encontramos aquí un texto, que nos exhorta a orar por los gobernantes. La oración tiene que ver con que un buen gobierno es el que va a propiciar las condiciones en primer lugar para que “Vivamos quieta y reposadamente”. Analicemos el contexto y el tiempo en que Pablo escribe. Los cristianos del siglo primero prácticamente no tuvieron sosiego. La persecución era la constante. El apóstol lo que está diciendo es: “Oren por los gobernantes para que sus corazones cambien y dejen de perseguirnos y también encuentren al Señor y puedan arrepentirse”. El propósito inicial de la oración es el de cambiar las circunstancias adversas que vivían los creyentes. De hecho este tipo de oración requería de una fe inmensa. La realidad era cruel y lo que se pedía era que fuera lo opuesto. En este ambiente de quietud y reposo es donde los que están en eminencia podían ser tocados por el mensaje del evangelio y convertirse. Lo anterior es bueno y agradable delante de Dios y en el versículo 4 establece la meta de la oración, “Que todos los hombres sean salvos y vengan al conocimiento de la verdad”, esto incluye a los reyes, gobernantes, presidentes, senadores, diputados, alcaldes, concejales, funcionarios públicos, etc. Lamentablemente hoy día, muchos líderes evangélicos reconocidos en sus naciones, sin entender el significado de este texto apoyan públicamente a gobiernos que están muy lejos de querer propiciar un ambiente de quietud y reposo en donde la predicación del evangelio encontraría lugar no solo en el corazón de la nación sino también en el de ellos mismos. El texto no dice “Se alcahueta”, “Acolita”, el texto dice ora para que se arrepienta y cambie y la Iglesia pueda evangelizar con tranquilidad y sin persecución. Cuanta ignorancia hay en creer que la actitud que el texto nos dice es la de estar al lado de un gobernante sin importar lo que esté sucediendo con el país. La Iglesia no tiene color político, La Iglesia en el cumplimiento del segundo mandamiento “Amaras a tu prójimo como a ti mismo”, debe procurar en primer lugar con sus oraciones y en segundo lugar con sus acciones, el bienestar de la nación. Un líder cristiano que apoya públicamente a un gobernante que oprime, que fomenta el odio, que pretende darle armas a todos, que muestra un fanatismo destructivo, como los hay muchos en el mundo hoy y sin referirme a ningún caso en particular está evidenciando que está lejos de Dios y que perdió la brújula ministerial. Muchos se apoyan en Romanos 13:1-3, para decir que hay que someterse a las autoridades. El texto citado se refiere a las autoridades judiciales, a las que actúan en mi contra cuando cometo algún delito. Iglesia de Cristo, ora para que los gobernantes cambien, se arrepientan, conozcan a Cristo y así podamos predicar en un ambiente de tranquilidad, nunca apoyes al tirano y al dictador. Error craso y lamentable. Que Dios nos ayude a entender su voluntad.

Dios les bendiga

lunes, 12 de abril de 2010

Un Concepto Acerca De La Formación De Los Hijos En El Señor

Últimamente y de manera muy insistente un apreciado hermano y amigo ha manifestado su preocupación por la forma en cómo debería guiar a su hija quien está iniciando sus años de adolescente. De hecho esta inquietud ha generado en mí mismo y en nuestro pequeño círculo de padres las mismas o similares inquietudes, no podemos ignorar que la tasa de hijos nacidos en hogares cristianos que tienen crisis en la adolescencia y juventud e inclusive se apartan de la fe es exageradamente alta. La constante que hoy día es común en las familias, es la de padres ocupados en la tarea de producir lo suficiente para proveer para las necesidades de la casa. Hombres y mujeres dedicados a trabajar para poder pagar las cuentas mensuales que puntualmente llegan. En este contexto queda muy poco tiempo para sentarse con los hijos a dialogar sobre temas que a ellos les inquietan y que muchas veces no los expresan por no darse los espacios con sus padres. Por muy cristianos que seamos, los hijos nacidos dentro de hogares cristianos tienen en su corazón interrogantes que quizás nunca nos imaginaríamos podrían tener. Aparte de las preguntas que tienen que ver con la Escritura, hay otro tipo de preguntas acerca de la virginidad, el aborto, relaciones sexuales antes del matrimonio, las party o fiestas en sus diferentes tipos (Las horas locas), y muchas otras más. Aquí hay que dejar algo en claro, el hecho de que nuestros hijos tengan toda esta clase de inquietudes no los constituye en pecadores ni mucho menos en personas carentes de espiritualidad, al contrario poder encontrar en nosotros las respuestas va a permitir que ellos formen un concepto solido acerca de Dios y de la vida cristiana que les va a ayudar a permanecer firmes en la fe. No olvidemos que el medio nos obliga, la publicidad, las relaciones en la escuela o universidad, los amigos del vecindario dan diariamente información a los hijos que en su mayoría es distorsionada y totalmente contraria a la fe. Ante todo esto, creo que hay tres cosas por hacer (Y con honestidad confieso que estoy atrasado). En primer lugar está el ejemplo de vida que les damos en la casa. Como cristianos somos excelentes predicándoles a otros pero cuando se trata de vivir y practicar el evangelio en la intimidad del hogar (Allí es donde se conoce la verdad), fallamos con mucha facilidad. Debe haber consistencia entre lo que predicamos y lo que vivimos. Los hijos son los supervisores más tenaces que tenemos. Si ellos ven que sus padres viven el evangelio, obedecen a Dios, tiene su disciplina espiritual, son amorosos, son consejeros, son comprensivos, saben manejar sus diferencias de pareja con mucho amor y tolerancia, el camino recorrido es bastante largo. En segundo lugar, es importante que sus inquietudes acerca de la Biblia sean respondidas por nosotros mismos. Las personas en quien ellos más confían son sus padres. Preparémonos en el conocimiento de las Escrituras, estudiemos los temas quien a ellos les inquieta, que los hijos puedan encontrar la respuesta en papa o mama. Remitirlos al pastor o al consejero no es lo mismo y creo por la experiencia que no tiene el mismo resultado. Por último, generar la confianza suficiente para que los hijos nos cuenten todo lo que les pasa, lo que siente sin temor alguno de ser enjuiciados o castigados (Si ellos saben que nos vamos a enojar, no nos dicen nada). Que haya espacio para la sinceridad entre padres e hijos. Cuando los hijos pasan por ciertas situaciones, se nos olvida que también nosotros pasamos por lo mismo y entonces les hablamos como si en la vida hubiéramos sentido o experimentado lo que ellos hoy. Esa actitud los aleja. Si no hablamos con ellos, si no generamos confianza, si no los acogemos con amor, ¿Qué puede pasar?, ¿Cuántas veces vamos a Cristo a pedir perdón por nuestros pecados y El nos perdona?. El Amor es el arma más poderosa que existe. La demostración del amor de Dios en Cristo ha seducido a la humanidad. Nosotros fuimos atraídos y seducidos por su amor. Hagamos de la misma forma con nuestros hijos. De estos tres, el principal es el ejemplo. Les dejo el enlace de una canción de Danny Berrios, que nos dice mucho al respecto. “Señor yo quiero ser como Tu”.

http://hotfile.com/dl/37580368/d5e03ef/YQSCT.mp3.html

Dios los bendiga

jueves, 8 de abril de 2010

El beso en la Biblia [2] Uno para cada ocasión Milton Acosta, PhD

En la Biblia hay 57 registros de besos. Estamos hablando de los besos en la Biblia, no de besar la Biblia. Los besos ocurren en escenarios diversos: bendición y unción (Gn 48:9–10; 1S 10:1), recepción cortesana (2S 14:33; 15:5), tributo a una divinidad (1R 19:18; Sal 2:12; Job 31:27; Os 13:2), encuentros y despedidas (Rut 1:9, 14). El beso de David y Jonatan es de afecto mezclado con emociones profundas, incluyendo el dolor; así otros: Esaú y su hermano Jacob (Gn 34:4), José y sus hermanos (Gn 45:15).

La práctica de besar objetos de culto es antiquísima. En una situación cúltica, el beso comunica gran reverencia, es sinónimo de “adorar”. Jehú en Israel fue un matón, pero, como el mico sabe en qué palo trepa, en el famoso Obelisco Negro (Museo Británico) aparece postrado en el piso, besándole los pies al Salmanasar III, rey de Asiria. Eso se hace en señal de lealtad cuando se paga tributo (Sal 2:12).

Los besos apasionados también son parte de la cultura bíblica. En el Cantar de los Cantares los amantes expresan su deseo de besarse (Cant 1:2; 8:1; cp. Prov 7:13). También se encuentra en la Biblia el beso del político en campaña. Absalón maquina un golpe de estado contra el rey David, su padre (2S 15:5). Como es costumbre, el político en campaña busca todos los medios para que su potencial seguidor (y víctima a fin de muchas cuentas y cuentos) sienta al político como su igual, como alguien cercano y que lo comprende. Absalón hace tres cosas que se practican hasta el día de hoy: critica el gobierno actual, no permite reverencias, y saluda a todos de besos y abrazos. El método funcionó y sigue funcionando. Curiosamente, David y Absalón se habían reconciliado antes con un beso (2S 14:33).

Como lo atestigua un texto del segundo milenio a.C, “Hubo una ciudad”, los babilonios también se besaban. ¿Se puede imaginar usted la Ley del Talión por un beso ilegal? No conozco evidencia de tal ley, pero conociendo las otras, no es difícil imaginársela mutatis mutandis; le habrían cortado el labio al infractor; si era el superior, el reo quedaba con sonrisa permanente, pero sin poder volver a besar.

Pasando al Nuevo Testamento, Jesús le reclama a un fariseo que no lo besó cuando llegó a su casa; en contraste con la mujer “pecadora” que le besó los pies (Lc 7:45). Jesús les lavó los pies a los doce y uno de ellos le dio un beso traidor. El hijo pródigo es recibido a besos por su padre (Lc 15:20); besos de perdón, bienvenida y reconciliación. Falta que hacen éstos. En la iglesia primitiva se practicaba “el beso de la paz”. Después de la resurrección de Jesús, los discípulos no permitían que les hicieran venias ni se inclinaran ante ellos. La parafernalia alrededor de los ministros se gesta cuando el cristianismo constantiniano se imperializa de la mano de Roma: besar el anillo, inclinarse, hacer la venia, entre otras.[1]

En una ocasión intenté darle un beso de felicitación a una amiga asiática en su grado. Me frenó en seco y me dijo “¡Si me besas tienes que casarte conmigo!” Siendo yo apenas un estudiante universitario y por ende, de pocos ingresos, decidí que era mejor dejar los labios en reposo. Hay otras culturas donde el beso es considerado una porquería. “¡Qué asco!” Así lo ven muchos niños... hasta cierta edad. Y no es para menos; con tanto virus y bacteria, el beso pierde las connotaciones amorosas y adquiere otras mortíferas. Resulta mejor maleducado saludable que amable hospitalizado o cremado. Y si la manera de neutralizar los virus gripales posmodernos es la careta, el beso hasta podría extinguirse. Alguien ha definido el beso como “intercambio de microbios.” Pero para eso hay productos tipo “Baygon bucal” que se usan como antibiótico para el aliento. El ajo es bueno y barato, pero es repelente.

La Biblia habla del beso como expresión cultural de afecto. Sin embargo, en culturas donde tales prácticas son inaceptables, hay dos extremos que se deben evitar: imponer el beso (“si eres mi hermano en la fe tienes que darme un beso y dejarte besar”) y cambiar la traducción de la Biblia (“saludaos unos a otros con un estrechón santo de manos”). Lo importante es la expresión de afecto, no el medio por el cual esta se hace. Si bien la traducción de la Biblia debe ser fiel al texto en forma y contenido, hay otra traducción que hacer, la de la práctica. En cualquier caso, lávate las manos con aguan y jabón.

©2009Milton Acosta


[1]Al emperador romano, por ejemplo, sus súbditos le besaban el borde de su vestido. Hugh Elton, "The Transformation of Government under Diocletian and Constantine," en A Companion to the Roman Empire, ed. David Potter (Malden: Blackwell Publishing, 2006), 199.

Tomado de:

http://pidolapalabra1.blogspot.com/2009_08_01_archive.html

El beso en la Biblia Los besos de Jonatan y David Milton Acosta, PhD

Un latinoamericano (exceptuando los argentinos) lee esto de los besos de David y Jonatan (1S 20:41) y tomará una de dos reacciones: si es un homosexual o alguien de avanzada dirá “¿y qué tiene de malo? ¡Deje los prejuicios!” Si no lo es, dirá: “¿y estos tipos qué? Eso está como raro.”

Lo anterior es un pequeño ejemplo de lo que ocurre con la lectura de la Biblia; la leemos desde nuestras presuposiciones. No puede ser de otra manera; sólo podemos leer así. Sin embargo, el lector debe cuidarse de violar el texto. Si bien la subjetividad es inevitable, no estamos condenados al subjetivismo, por muy de moda que esté y por muchos nombres sofisticados que se le pongan en inglés o francés: “reader-response criticism”, “différance”, “deconstruction”. Resulta chistoso ver a los defensores de estas ideas hablar de sus malos intérpretes.

Otro ejemplo: Si un juzgado por medio de una sentencia le impone a un padre irresponsable una suma mensual para pagar la manutención de los hijos que abandonó, ese padre no es libre de interpretar el documento a su antojo. Mientras interpreta los hijos se mueren de hambre. Las autoridades lo sacarán de dudas con un embargo o una encarcelada y le preguntarán: “¿qué fue lo que no entendió?”

Los libros de la Biblia se escribieron desde una cosmovisión y cultura específicas, en circunstancias históricas concretas, para personas reales en situaciones de vida particulares. No siempre es posible determinar cada cosa con exactitud, pero esa es precisamente la tarea del intérprete: ir más allá de la mera intuición. Llegar a la Biblia es como llegar a otro país. Hay costumbres comunes, otras sospechosas y algunas que no entendemos. Uno no se da cuenta de eso con la Biblia porque la lee traducida; lo entiende todo (piensa el lector) y no escucha ningún acento, porque él mismo es el que lee. Pero cuando uno está en otro país, especialmente si allí se habla otro idioma, notará diferencias: observará que en un país la gente en el tren no te mira, en el otro te miran demasiado; una mujer se ofende si un hombre le abre la puerta, otra si no se la abre; en un país la gente religiosamente respeta las señales de tránsito, en otro no existen o se ignoran por completo; cuando comen, unos eructan en señal de satisfacción, otros casi ni mueven la boca; hay gente que en vez de hablar grita, a otros ni se les oye cuando hablan; hay países donde los hombres se saludan de beso, en otros apenas le dan a uno la puntica de los dedos. Eso es la cultura. El extranjero no puede asumir mucho ni criticar tanto.

Es muy distinto ver dos hombres saludarse de beso en Londres o San Francisco que en Buenos Aires o en la Biblia. Por cierto, una vez estando en Buenos Aires, me descuidé y un tipo me dio un beso de despedida. En otra ocasión, un africano me agarró la nalga para indicarme que quería decirme algo. A este último casi le pego. Para mí fue una gran ofensa, para él un acto de amabilidad. Ninguno de los dos era homosexual ni me estaba haciendo propuestas. Pero el que ellos lo hagan no significa que yo debo hacerlo. No se trata de un deber moral, sino de una costumbre cultural. Se debe hacer una salvedad. No todo lo culturalmente aceptado es lo mejor ni lo más humano. Hay prácticas culturales nocivas y peligrosas que se deben revisar y cambiar. Por eso toda cultura debe ser autocrítica.

¿Cómo se deben leer entonces los besos de David y Jonatán? Si decimos que David era homosexual, tendríamos que decir más bien que era bisexual pues tenía esposa. No es cuestión de “por qué no” o “esto está raro”; se trata de entender la cultura del beso como ellos la veían. Hay culturas donde el saludo de beso entre hombres cercanos es lo normal. La cultura bíblica es una. Un comportamiento diferente implicaría distancia o rechazo. Es decir, no son raros ni homosexuales.

Finalmente, la última cosa que se le hubiera pasado por la cabeza a los lectores originales para quienes se escribió esta historia, es que David y Jonatan fueran homosexuales. Por otro lado, este es un beso acompañado de llanto. Sería como decir que Blanca Nieves era una prostituta que se acostaba con los 7 enanitos, uno cada noche. Al lector que así lo interprete se le consideraría no solamente un lector incompetente, sino un degenerado. Pero si uno todavía quiere justificar la conducta homosexual con la Biblia, tendrá que buscar otra historia porque esta nada tiene que ver. ©2009Milton Acosta

Continuará . .

Tomado de:

 http://pidolapalabra1.blogspot.com/2009_07_01_archive.html

Profetas de Buen Agüero-Profetas Embusteros La gracia del chiste y la gracia de Dios Milton Acosta, PhD

La característica fundamental de los profetas a sueldo es que son embusteros, profetizan falsedades y profetizan para su estómago. Para el profeta a sueldo la profecía está determinada por los dividendos económicos y de bienestar que su palabra representará. Josafat lo sabía. Por eso le cree más a un profeta que a cuatrocientos.

El profeta verdadero es rechazado porque pocas veces dice que va a ocurrir algo bueno, especialmente si quien consulta es un gobernante, y si ese gobernante es particularmente perverso. Pero el descaro es tal que el tal gobernante espera que Dios lo ratifique a él junto con todas sus acciones perversas. De lo primero que debe sospechar el rey de Israel es que ¡cuatrocientos profetas estén de acuerdo! Pero qué va a sospechar, si para eso les paga. No es difícil conseguir profetas de buen agüero mientras les paguen bien.

Micaías, por su parte, además de hablar sólo la Palabra de Dios y no la de su estómago, es un profeta con un buen sentido del humor. Pero el rey de Israel lo tiene como anunciador de desastres. Cuando este rey y Josafat, rey de Judá, vestidos de sus ropas más dignas y sentados en sus tronos reales, le consultan sobre los prospectos de una guerra con Siria, Micaías les hace un chiste en plena plaza pública (1R 22). Pero el rey de Israel no vio la gracia.

Primero los cuatrocientos profetas anuncian a viva voz y con demostraciones histriónicas de cuernos de hierro (símbolo de victoria), que los dos reyes acabarán con los Sirios. Luego el mensajero de los reyes le dice a Micaías que ni se le ocurra dañar el show profético diciendo algo distinto. Micaías con tono de indignación contesta: “Vive Dios que sólo anunciaré lo que el Señor me diga. De eso puedes tener plena seguridad.” En tercer lugar, Micaías llega ante los reyes vestidos de ropas reales y sentados en sus tronos; le preguntan si deben ir a recuperar las tierras que los Sirios les han quitado o no. Micaías contesta: “Ataque, su majestad que saldrá victorioso.” ¡¿Qué?!

Observe el chiste completo y vea cómo nos lo han contado. Si a Micaías nos lo presentan como el profeta de mal agüero en contraste con los cuatrocientos de buen agüero; si los cuatrocientos profetas hacen un show y profetizan grandes victorias; si a Micaías le advierten que no vaya a dañar el show; y si Micaías contesta que él no es hombre de show, sino que dirá lo que Dios le diga, ¿Qué debe seguir en la historia para que esto no sea un chiste? Que Micaías profetice lo que el rey de Israel ha dicho, cosas malas, es decir, algo distinto a lo que han dicho los cuatrocientos profetas. Pero como no profetiza algo distinto, sino que dice lo mismo que han dicho los cuatrocientos profetas de buen agüero, lo cual convierte a Micaías en un profeta de buen agüero también, y como dice algo distinto a lo que el rey de Israel dice que él dirá, haciéndolo quedar mal ante su colega Josafat, entonces Micaías les ha hecho un chiste a los reyes que se encuentran en sus más dignas condiciones, ropas reales y tronos de reyes, en la puerta de Samaria, en presencia del pueblo que allí se congrega. El chiste es real. ¿Lo captó?

El rey de Israel no le vio la gracia; se molesta y le reclama al profeta por haberle dicho cosas buenas. Este es otro chiste. El rey de Israel detesta a Micaías porque le dice “cosas malas”; pero el día que le dice cosas buenas se molesta y reclama. ¿Qué quiere entonces este rey? Es cierto que para algunos la vida sin enemigos no tiene sentido y por eso se aseguran de tenerlos, que no se mueran y no se vayan; pero el rey de Israel ni lo puede disimular. ¿Conoce gente así?

No podemos leer esta historia sin apreciar la gracia, la del chiste y la de Dios. Hay que ver la gracia del autor para contarnos la historia; la de Micaías para hacer el chiste; la del rey de Israel para caer en el chiste; y la gracia de Dios para dar oportunidades con tono humorístico a seres humanos que por su indomable inclinación al mal no quieren escuchar su voz. Lastimosamente el rey de Israel no vio la gracia, ni la del chiste ni la de Dios, pues deja que Micaías sea abofeteado, rechazando así la palabra del profeta verdadero: “no vayas a la guerra”; va a la guerra a encontrarse con la muerte, siguiendo la voz del volumen de cuatrocientos profetas de buen agüero, pero embusteros. ©2009Milton Acosta

Tomado de: http://pidolapalabra1.blogspot.com/2009_09_01_archive.html

lunes, 5 de abril de 2010

Es Hora De Ser Real

Para los hermanos que por si acaso no conocen el ministerio de Luis y Verónica Villugron (Pastores de Casa de Oración en Madrid España), hace casi tres años ellos crearon un blog llamado “eshoradeserreal”, desde donde se han dedicado a denunciar de manera explícita y tajante todas las manifestaciones de apostasía en la Iglesia Cristiana de hoy. Ellos han denunciado con nombre propio, enfrentándose desde luego a diversos ataques provenientes de aquellos a quienes ha denunciado. La actitud de estos, en vez de ser de reconocimiento de sus errores ha sido de altivez y orgullo. Ellos han enfrentado amenazas de diversa índole, al punto de tener que decidir en estos días dejar la dirección del blog a otros hermanos dándole prioridad a la Iglesia que pastorean. Atraves de un comentario en la última entrada que hicieron (Y que voy a compartir con ustedes), les hice saber mi gratitud, no solo por inquietarme a mí a unirme a la batalla sino también por enfrentar las cosas que pueden resultar de las denuncias que continuamente han venido haciendo durante este tiempo. A continuación el artículo:

LA BATALLA CONTINUA

Es Hora de Ser Real cumple 3 años en Octubre.
Una de las razones que motivó su comienzo fue el ver lo poco que se hablaba de la situación reinante en la Iglesia: corrupción, idolatría, codicia, humanismo, herejías, fornicación, adulterio, homosexualidad, hipocresía y hasta drogas…
Y comenzamos, junto a otros hermanos, a hablar….
La batalla fue difícil al principio, pero pronto se fueron sumando más y más hermanos….
Los blogs comenzaron a abrirse y los videos a demostrar lo que parecía oculto…
De la constante pregunta de cómo no podían ver lo mismo otros, pasamos a descubrir que miles y miles se cuestionaban lo mismo…
Y vimos literalmente un ejército levantarse…
Hoy, creemos Vero y yo, que llegó el tiempo de salir de Es Hora de Ser Real. Por muchas razones nuestro tiempo se cumplió aquí.
No porque pensemos que el trabajo está cumplido, sino más bien porque entendemos que el Señor quiere que continuemos de otra manera y su voluntad es que dejemos que otros hermanos prosigan la batalla.
Dejamos claro que nunca consideramos que fuéramos el Mesías Salvador de nadie, solo el Señor en Su misericordia nos usó para aportar un granito de arena en Su obra.
No fuimos los mejores ni lo intentamos ser. No fuimos los únicos y estamos de verdad muy contentos por no haberlo sido.
Y de verdad lamentamos no haber tenido más claridad para golpear mejor en el blanco.
Pedimos perdón sinceramente a todo aquel que podamos haber fallado y agradecemos a todos por su paciencia, amor y apoyo constante.

ULTIMA ADVERTENCIA

Sí nos gustaría antes de irnos dejar una advertencia:
Últimamente me he encontrado por internet con que algunos hombres de los que hemos estado advirtiendo, como es el caso de Marcos Witt, Dante Gebel, Cash Luna y demás, han comenzado a hacer un énfasis en el estar bajo autoridad.
No sé si los han visto en sus páginas, predicaciones y demás…
¡¡¡¡Esto no es casualidad!!!
Sin duda.
Se trata de lo que en la guerra se llama una contraofensiva.
De verse como los ídolos intocables hace apenas algunos años, ahora se ven altamente cuestionados, confrontados, expuestos…
Los líderes de miles de Iglesias cuya integridad dejaba mucho que desear y cuyas doctrinas eran conforme a su corazón y codicia, ahora ven como sus miembros ya no solo no se callan, sino que comienzan a buscar Iglesias que en verdad lo sean y no se conforman con comercios de la fe, una "farándula evangélica" ni hombres que dicen ser grandes ungidos pero ni se asemejan a la más mínima descripción de lo que la Biblia enseña sobre un obrero aprobado por Dios.
Esto es una realidad que está sucediendo en todo el mundo.
Dios está despertando a Su Iglesia.
Nos han escrito desde los lugares más remotos contándonos lo mismo.
Y ellos lo están viendo. Lo perciben. Lo sufren. Sus comercios de la fe, sus trucos de magia y sus delirios han comenzado a quedar expuestos y de la misma manera que Saúl han empezado a inquietarse con la presencia de David.

El rey había sido desechado por Dios y podía darse cuenta que David tomaría su lugar. Por lo que decide tirarle lanzazos y luego perseguirlo para matarlo.
Ellos internamente saben que han amado más sus ministerios que al Dios único. Saben de su corrupción y retroceso vergonzoso.
Pero igual que Saúl prefieren matar a David que el arrepentimiento genuino y humillante.
Piensan: ¿Qué será de mí si reconozco mi pecado?
Aun algunos se engañan diciendo que sería de tropiezo para miles y miles si se hiciera pública su situación y se engañan diciendo que prefieren solucionarlo en privado.
Pero continúan… Y ahora han comenzado a tirar sus lanzazos contra David.
La mayoría de ellos tienen ahora un vivo y repentino celo porque todos los cristianos estén bajo autoridad.
Hacen más y más énfasis en eso.
"Un héroe" dice Dante Gebel en la promoción de su "Biblia Héroes", "es alguien bajo autoridad".
¿Por qué?
Simplemente porque han visto que miles se van de sus Iglesias enfrentados con la corrupción de las mismas pero en vez de irse a otra Iglesia, dejan de congregarse.
En otros casos ven que lo que ellos llaman simples congregantes, se van para comenzar a hacer reuniones en sus propias casas con otros hermanos. A esto le llaman rebeldía y quedarse sin cobertura espiritual.


Ante esto quiero dejar claro tres cosas:


1- En muchos casos que conozco ha sucedido esto, algunos hasta son amigos míos, y estoy firmemente seguro de que ha sido Dios quien los ha movido a comenzar una iglesia y es el Señor quien los está utilizando en su perfecta voluntad y para Su gloria.
Qué gozo me da el ver como Dios está abriendo nuevas Iglesias con Su corazón, en ciudades donde antes solo había verdaderos comercios de la fe.
He apoyado algunas de estas cosas y qué bueno que es saber que esto está sucediendo.
2- Pero si no es Dios quien te ha llamado has salido de una torre de Babel para entrar en otra, y ahora en una de la que darás cuenta más directamente que de la anterior.
Nosotros no hacemos lo que nos parece, sino lo que Dios nos manda a hacer. Si el Señor no te ha llamado a pastorear es mejor que con urgencia y a la vez confianza en nuestro fiel Señor busques donde congregarte.
3- Y esto nos lleva al tercer punto. ¿No te estás congregando y no estás siendo pastoreado según el mandato bíblico (Hebreos 10:25; Hebreos 13:17)?
Eso también es desobediencia al Señor.
He visto como cientos y cientos han dejado sus Iglesias y ahora claman porque Dios los guíe a Iglesias bíblicas.
Ellos tienen un sincero clamor por congregarse y dejarse pastorear conforme al corazón de Dios.
Esto lo he visto y qué bueno.
Pero también he visto, y lo quiero decir muy claro, que muchos han utilizado este despertar de Dios en las Iglesias, para dejar de congregarse y hablar de que fulano de tal es su "pastor cibernético" (algunas veces me han nombrado así a mí por mail).
Algunos van a una Iglesia y en lo más mínimo que no les ha parecido ya no van más y se siguen congregando en la supuesta "Iglesia cibernética".
Antes no tenían opción, pero ahora gracias a todo esto, pueden hacer su vida como quieren y si no encaja con ellos la predicación o les parece muy fuerte el consejo del pastor, vuelven al ciberespacio y a pedir consejo por internet como lo han querido hacer conmigo muchas veces.
Yo siempre les he respondido que hablen con su pastor y que si no lo tienen busquen uno conforme al corazón de Dios. Es una irresponsabilidad de mi parte aconsejar a alguien que no conozco y sobre una situación que ignoro su contexto.
Tengo muy claro que hay lugares donde las únicas Iglesias que existen están llenas de corrupción. Eso es cierto.
Y oro por esos hermanos para que el Señor guíe a sus ovejas por las cuales murió.
Pero también sé que el trigo ha crecido junto a la cizaña y esto lo han aprovechado rebeldes, visionarios, "ovejas" indomables, inmaduros con el sueño de ser el Lutero del siglo 21, doctores en su propia teología inventada de su propio corazón, etc., etc....
Gente que puede llegar a entrar a tu Iglesia, pero que es realmente difícil tratar con ellos. Su soberbia los ha hecho imposibles de ser pastoreados. Ayer se fueron de tal Iglesia, mañana se irán de la tuya, y pasado de la de enfrente.
Ya que creen que están peleando por la sana doctrina, pero la única batalla que están peleando es la de su propia inmadurez, rebeldía y orgullo.
¡Debemos ser sabios y poder diferenciar a unos de los otros!
Los líderes de miles y miles de Iglesias se han dado cuenta de esto. Ellos han descubierto nuestro punto débil. Y están tirando sus lanzas sobre él.
Nos critican y en una parte de los casos les hemos dado la razón.

¡CUIDADO!

Gracias Señor por este despertar. ¡Esto es obra de Dios sin duda!
Pero ¡cuidado!.
¿Acaso si oramos Dios no responderá y nos guiará a Iglesias bíblicas según Su corazón?
¿Acaso si oramos Dios no llamará a verdaderos obreros aprobados a pastorear donde no los hay?
Nuestro Dios es fiel. El sabe cuidar de los suyos.
Tal vez Dios te ha llamado a pastorear. Hazlo con temor de Dios y solicitud.
Clamo al Señor porque también sé que otros deberían estar haciendo trabajo misionero y comenzar Iglesias bíblicas donde no las hay, pero están muy cómodos y calentitos en su congregación y su lindo puesto. Un día daremos cuenta por los miles que nos necesitan en diferentes lugares.
Sé que hay muchos pagando las consecuencias de esto.
Si tú eres uno de ellos, ¡DESPIERTA!!!!!!. Darás cuenta por los talentos que el Señor te confió (Mateo 25:14-30).
Pero si Dios no te ha llamado a pastorear, clama a nuestro Buen Pastor. El te guiará a "delicados pastos y aguas de reposo".
Yo creo que este es el próximo paso a tener en cuenta y a corregir.
"Porque vosotros, hermanos, a libertad fuisteis llamados; solamente que no uséis la libertad como ocasión para la carne…" (Gálatas 5:13).

FINAL

Bueno, nada más resta volver a agradecerles por todo.
Nuestro trabajo, el de Vero y el mío, continuará en la Iglesia y en la página y blog de la misma.
Es Hora de Ser Real NO CIERRA. Sino que lo continúan hermanos de la iglesia de Madrid que creo que serán fieles a Dios. Habrán más artículos, vídeos y Podcast (de hecho este mes comienza la 3ª Temporada).
Un fuerte abrazo a todos. Que el Señor los use grandemente para Su gloria.
"Estando persuadido de esto, que el que comenzó la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo" (Filipenses 1:6)
Hoy, como siempre, ES HORA DE SER REAL

http://blogeshoradeserreal.blogspot.com/

domingo, 4 de abril de 2010

Radiografía De Una Iglesia Abusiva: Testimonio De Una Víctima – Tomado Del Blog De Juan Stam

Un hecho lamentable que debemos reconocer es que hoy día algunas iglesias irrespetan al ser humano y hacen graves daños a las personas. En octubre pasado una hermana, que llamaremos "Marta López", comenzó a escribirme sobre el terrorismo espiritual practicado en una famosa megaiglesia de los Estados Unidos de Norteamérica. Sus correos, que son más de diez, nos retratan el perfil de una iglesia abusiva vista por dentro. Por eso, los he abreviado y, con el acuerdo de la hermana, me permito compartirlos con todos ustedes.

Es evidente, en los primeros mensajes, el profundo sentimiento de terror y culpa que inculcan estas pseudoiglesias en sus víctimas. No fue fácil para la hermana liberarse del temor de un supuesto maleficio (¡espiritismo!) y una dizque maldición profética. Estos correos, típicos de muchos otros que he recibido, nos dan algunos de los síntomas de una iglesia gravemente enferma.

Correo de 10.29.09: Hola señor Stam, yo le escribo porque a menudo leo sus comentarios en internet. Asisto a una mega iglesia hace 5 anos, pero no sé qué me pasa ahora, veo las cosas de otra forma, antes tenía mucho miedo de hablar porque con eso de que asesinas el carácter de alguien, no tocar al ungido, somos asesinos, es como atar con una pistola a un hermano. Pero me cansé de ver la manera tan exagerada de pedir, y pedir, es horrible, la pobre gente pactando, y pactando, pensando en recibir el doble o mas, dando sus joyas, siembra y diezma, el diezmo y el diezmo, eres ladrón si no lo das.

¿Es o no es pecado la OPULENCIA EXAGERADA,  la extravaganza?

La otra cosa es que para mi es difícil de asimilar que me digan que si alguien que está pasando por tribulación o por alguna crisis, oras y oras y no pasa nada, es porque estás en pecado y que no debemos ayudar a una persona que está en crisis porque si lo hago, Dios me puede llevar a mi en esa situación, como un castigo. Esto sucedió en una célula que yo iba cuando un muchacho conoció al Señor Jesús en la cárcel y salió y no tenía a nadie, solamente conocía a mi líder de célula y mi mentora del discipulado, yo le pregunté a mi líder, por qué si usted fue su amiga, y sólo la conoce a usted, por qué este hombre está aguantando hambre, pasando calor, no tiene donde ir o vivir, por qué usted no lo ayuda? La respuesta fue: el pastor dice que no debemos interferir en los planes de Dios, porque me puede llevar a mi en esos planes, según ellos esto es bíblico, aunque dónde sale, en qué libro de la Biblia dice que no debemos ayudar al necesitado porque está en pecado o no se lo merece o algo parecido, quiero saber dónde dice eso en la Biblia.

Tengo muchas cosas mas que decirle, pero no sé si usted tiene tiempo suficiente o no tiene o lo que es peor, usted no lee los E-mail, o a usted no le pasa su secretaria los E-mail porque están sujetos a aprobación. Bueno dígame si me voy al infierno porque estoy hablando lo que no debo o Dios me mandará una mala cosa. Dígame qué es maleficio. Un día estaba en la célula y yo no podía comer porque  sentía que la comida se me atoraba, entonces el líder de célula, él dice que es profeta, el me ha profetizado y nada, nada me ha salido. Él me dijo que Dios le había mostrado que a mi me habían  hecho un maleficio, yo JAMAS, JAMAS , he creído en eso, mucho menos practicarlo. Dijo que Dios le mostró que yo vomitaba algo verde, bueno yo me sentí la peor de las personas, que me digan eso delante todo mundo, me enfermé super mal , por meses, hasta que alguien me dijo que talvez el diablo se lo puso a él y él se creyó que era Dios. Ud no sabe cuánto mal me hizo ese líder, que yo tengo al diablo porque estoy enferma, según ellos. 

Bueno, me gustaría escribir más pero me da pena, es mucho, dígame algo, a ver si puedo dormir, no puedo más, me siento acorralada y guindando en el aire, como que no sé lo que me está pasando, si estoy tocando al ungido y Dios me va a matar. Gracias por escucharme, Marta

10.27.2009: Hola hermano Stam, gracias por contestarme, realmente me sorprende porque aquí es IMPOSIBLE comunicarnos con nuestro pastor, no existe posibilidad, yo no soy una celebridad, ni política famosa a la cual le puedan dar el primer asiento, en la primera fila. Tengo mucho temblor, miedo porque Dios me puede castigar porque seré una oveja brincona, estoy hablando de mi ungido, pero qué hago con tanta duda, yo no quiero estar en un lugar en donde se salen de contexto.  Dios lo bendiga, usted me puede escribir cuando quiera, se lo agradecería muchísimo. Bendiciones, Marta.

11.2.09 Hola Señor Stam, Dios lo bendiga, una vez mas le escribo, perdone mi abuso, pero me siento terriblemente confundida, mal y asustada.

El líder de la célula que asisto me dijo una vez, hace como seis meses, que Dios le había mostrado o revelado que yo tenia un maleficio, que Dios le había revelado que yo vomitaba algo verde y que me iba como a morir. No sé de dónde él saca eso, y él me dijo eso delante de todo mundo, el oró, según él para detener el maleficio. Él me gritó diciendo que yo estaba hablando mal de él, y me dijo que usted dice que las profecías que yo le he dado son mentiras, yo le conteste: yo dije la verdad, usted oró por mi y no me sané, usted oró por mi esposo y tampoco se sanó, y toda profecía que me ha dado no se cumple. Entonces él me dice que a mi me vendrían maldiciones por TOCAR AL UNGIDO, que yo maldecía mi semilla y por hablar del ungido Dios me iba a maldecir, NO TOQUES AL UNGIDO, y me dijo: por su pecado, por algo será que no se cumplen las profecías de Dios, Dios fue claro conmigo, dijo él, no me lo dijo nadie, Dios me despierta en la madrugada y me dice lo que tengo que hacer. Según el: no se debe cuestionar al profeta, sino a la profecía; la profecía se equivoca, más no el profeta.

Hermano, no tengo paz, tengo mucho miedo y estoy sorprendida, como Dios usa a una persona así, o será que yo soy la que estoy equivocada. Yo llorando pedí perdón por haber tocado al ungido. Me siento triste y no quiero que Dios me maldiga. Por favor usted puede ayudarme a orar para que esa maldición no llegue a mi vida. Gracias, Dios lo bendiga, ayúdeme, por favor, GRACIAS. Marta

11.7.09 Hola hermano Stam, bendiciones para todos. Le escribo para contarle que estoy superando la crisis tan terrible. Recuerda que le conté que mi ex líder de célula me había profetizado que Dios le había dicho que me habían hecho un maleficio. Pasé meses sin poder dormir, llorando, pensando que yo debía creer en eso, aceptarlo, porque si no Dios me podía matar o hacer algo peor. Bueno con la ayuda de mi Señor he ido superando eso, ahora duermo mejor, antes pasaba la noche entera y el resto de la mañana sin dormir.

Claro que me cuesta mucho superar otras cosas, como si no diezmas, te vas al infierno. No se si usted ha oído hablar de Mary o Marilyn Baxter, donde ella dice que Dios le mostró el cielo y el infierno, y el pastor de la iglesia donde yo me congregaba, lo afirmaba categóricamente que el que no diezma se va al infierno y siempre hablaba de esta señora.

Y por último: una pregunta un poco fuerte, ¿por qué Dios permite que muchos tele-evangelistas de la prosperidad saquen y saquen tanto dinero al prójimo, que la gente done hasta lo que no tienen, que acepten que el pastor use camisas de $5,000, jets millonarios, yates, etc? A mi me da dolor ver como la gente ciegamente lo hace, ¿o será que yo estoy mal? Al habar así me da un poco de miedo por eso de no toques el manto del ungido. Un saludo en Cristo, Marta

11.15.09: Hola estimado hermano en Cristo, huy cuanta alegría me da saber de usted. Poco a poco voy superando esa angustia, miedo, siendo amenazada, que si hablas del ungido, Dios te mata, o asesinas a tu hermano si hablas de el aunque esté en pecado, en fin poco a poco eso se está disipando y leo la Biblia a diario. Son tantas las cosas que se ven en esa iglesia, si yo le contara todo lo que nos ha pasado, usted no creería, y sufriendo y aguantando, por no ser una oveja brincona como dice el pastor o creyente de alto mantenimiento, o que él es apostólico y no pastoral, que él no le soba el cayo a nadie, etc. Me da tanta pena y dolor todo esto, pero Dios tiene que sacar a luz muchas cosas. Gracias por escribirme, muchas bendiciones, Marta.

11.21.09: Hola, hermano, el Señor lo bendiga. Hermano Stam, me permite consultarle algo? Recuerda lo que le dije que mi esposo, mi hija y yo habíamos pasado muchas cosas en esta iglesia, podría hacer un libro! Mi hija se fue de la iglesia porque la jefa de las escuderas de la pastora le pegó a  mi hija en un retiro y no pude hacer nada. Lo taparon todo, la mujer siguió allí, y mi hija pues como todo adolescente, se rebeló y no quiere nada con Dios, ella no entiende muchas cosas, pero ha visto mucho. Otra cosa es que en las famosas células donde yo iba, la líder del grupo familiar estaba pasando una situación difícil, debía tres meses de renta, los impuestos, el seguro, estaba perdiendo su casa, entonces mi líder me pidió prestado $10.000 dólares. Nos dio pena y mi esposo le prestó el dinero. De esto hace 4 anos, y hasta el día de hoy no me quiere pagar. No he querido dejar de insistir de pedirles a ellos que me den algo de todo lo que me deben. Ahora la mujer se ha enojado conmigo porque dice que yo la llamo solo para insultarla, si ella nunca me contesta el teléfono, y le mando text message, e-mail, en donde le digo que hasta cuándo, que por qué se me esconde, por qué no me cumple cuando me promete y nada, ese es el insulto. No puedo hablar con el pastor de ella, porque él es  IMPOSIBLE, INACESIBLE, no existe la menor oportunidad de decirle que estas personas que son "alto concepto" para el pastor, porque eso me dijo la líder de la célula, que el pastor tenia alto concepto de ellos, no se le puede escribir a el ni siquiera un e-mail porque el e-mail esta sujeto a revisión primero, pero de todas formas él nunca lee los e-mails excepto los que le interesan a el. Usted cree que soy mala, que Dios me puede quitar la vida, porque estoy hablando y he insultado a unos ungidos de Dios, y yo qué, qué soy yo para Dios? Mi esposo y yo somos personas que siempre estamos pendientes de los necesitados sirviendo por nuestra cuenta a nuestro prójimo y creo que estoy en pecado porque no estoy bajo la cobertura de un ungido. Me podría decir si en realidad estoy actuando mal con esta mujer que me debe, que lo único que he hecho es decirle a ella lo que ella me hace en no pagar su deuda con nosotros. BENDICIONES. GRACIA. Marta

11:22.09: Hola estimado hermano, gracias por contestar mis correos, como le conté en la carta anterior algunas de las cosas que me han pasado en la iglesia. Por supuesto que mi esposo está totalmente en contra de todo lo que se ve en la iglesia y a mi me ha costado mucho que mi esposo entienda lo que es ser cristiano, sobre todo a él que es muy noble le han hecho cosas también.

Hermano, recuerda que le conté que la mujer de la célula y mentora, también liberadora, me debe dinero, pues talvez lo que le voy a pedir también sea fuera de lugar, pero ayúdeme a orar para que esa mujer sea expuesta ante los ojos de mucha gente. Sabe porque quiero eso: la razón es que ella dice que todo mundo tiene un alto concepto de ella, concepto equivocado, que Dios se encargue de esta situación. 

Gracias por todo, Dios lo bendiga y que Dios algún día saque y limpie esta inmundicia, este cáncer que asota las iglesias de Dios, gracias y espero que no le molesten todas mis preguntas. Marta

12.31.09 Hola hermano, Dios lo bendiga...Una vez yo le pedí al famoso profeta de mi ex- iglesia, el que me había dicho que me habían hecho un maleficio, que orara por un amigo nuestro, que es de religión judía. Cuando le pido al profeta que ore por mi cuñado, su contestación fue: ¿cómo usted quiere, señora Marta, que ore por su amigo, si el no  cree en Jesucristo?  Yo me quedé sin poder moverme, me quedé en estado de shock, no podía creer lo que estaba escuchando. Pregunto yo: ¿es cierto esto? ¿Nosotros no podemos pedir orar por un judío que está enfermo?,

Le pido que ore siempre por mi hija de 18 anos, por favor, recuerda que le dije que ella está alejada de los caminos del Señor por todo el daño que le hicieron en la iglesia, hasta que una mujer le pegó a mi hija, por favor ayúdeme a orar para que Dios la toque y vuelva  a los caminos del Señor.

http://www.juanstam.com/dnn/Blogs/tabid/110/EntryID/253/Default.aspx

jueves, 1 de abril de 2010

La Otra Mitad Del Evangelio (Domingo)

Si confiesas con tu boca que Jesús es el Señor y crees en tu corazón que Dios lo levantó de entre los muertos, serás salvo, porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación. Romanos 10.9–10

Es muy interesante meditar en las condiciones que Pablo establece para la salvación. Es marcada la diferencia con la «fórmula» que solemos usar para invitar a las personas a «recibir a Jesús en el corazón». En la mayoría de las presentaciones que hacemos del evangelio ponemos el acento en el hecho de que Cristo murió por nuestros pecados, pagando en la cruz el precio necesario para nuestra redención. La evidencia bíblica a favor de esta afirmación es abundante y contundente; no necesitamos presentar citas para justificar esta verdad. Lo que deseo notar, no obstante, es que la obra en la cruz es solamente una mitad del evangelio. La otra mitad del evangelio se centra en el evento más dramático de la historia: que Cristo fue levantado de entre los muertos y sentado a la diestra del Padre, desde donde reina hoy.

Cuando nuestro concepto del evangelio se centra exclusivamente en la cruz, terminamos relacionados con un Jesús histórico. El evento que nos libró del pecado ocurrió hace dos mil años, pero nos separa tanta distancia de aquella figura que caminó por los tierras de Palestina, que fácilmente se convierte en un sabio maestro que ilumina, desde la historia, nuestros pasos hoy. No podremos escapar, sin embargo, de la sensación de que estamos solos en la vida, cada uno tratando de lograr una victoria espiritual por su cuenta.

Note el marcado contraste que presenta el versículo de hoy. Pablo afirma que para ser salvos son necesarias dos cosas: en primer lugar, confesar con la boca que Jesús es el Señor. Es interesante que esta afirmación deba ser verbal y audible. Para la gente que vivía en el mundo del apóstol, declarar el señorío de alguien implicaba el reconocimiento de un amo sobre su vida. No era simplemente un gerente, un director o un guía. Era la persona que tenía derechos absolutos sobre la vida de la persona, para disponer de su tiempo y sus bienes como mejor le parecía. De más está decir que un muerto no puede enseñorearse de nadie. Por esta razón la confesión se centraba en el Cristo vivo.

La segunda condición para ser salvo se refería a creer, con el corazón, «que Dios lo levantó de entre los muertos». Note, una vez más, el énfasis en los eventos que ocurrieron después de la muerte de Cristo. Creer que fue levantado de la muerte conduce, automáticamente, a la conclusión de que ¡él vive hoy! Y esta es, en realidad, la verdadera esperanza de los que están en Cristo. «Ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí» (Gl 2.20), declaraba el apóstol en Gálatas. La vida cristiana consiste en descubrir las maneras en que el Cristo resucitado obra y se relaciona conmigo en el mundo en el que me encuentro, a inicios del siglo XXI.

Para pensar:

«La resurrección es a nuestra fe lo que el agua es al océano, la piedra a la montaña o la sangre al cuerpo». R. Linquist.

Shaw, Christopher: Alza Tus Ojos. San José, Costa Rica, Centroamérica : Desarrollo Cristiano Internacional, 2005, S. 30 de octubre

Cegados Por La Mentira (Sábado)

Dos de ellos iban el mismo día a una aldea llamada Emaús, que estaba a sesenta estadios de Jerusalén... Y sucedió que, mientras hablaban y discutían entre sí, Jesús mismo se acercó y caminaba con ellos... Él les dijo: ¿Qué pláticas son estas que tenéis entre vosotros mientras camináis, y por qué estáis tristes? Lucas 24.13, 15, 17

¡Cuán grande debe haber sido la sorpresa cuando el Maestro partió el pan y se dieron cuenta de quién era! ¡Qué tremenda alegría de saber que la persona que los había deslumbrado con su conocimiento de las Escrituras no era otro que el Mesías!

El final tan feliz de este encuentro, sin embargo, se ve eclipsado por el estado de los discípulos antes de que sus ojos fueran abiertos. El relato de Lucas nos dice que caminaban mientras discutían entre ellos sobre los acontecimientos. Bien podemos imaginar cómo volverían una y otra vez a mirar la tragedia de la cruz desde todos los ángulos, para tratar de encontrar en ella alguna explicación que hiciera más llevadero su dolor. La tristeza se había apoderado de sus corazones con una tenacidad absoluta.

Pero... ¿por qué estaban tristes? Porque creían que Cristo estaba muerto. Y a la tragedia de su muerte se sumaba ahora un confuso episodio en el cual algunas de las mujeres aseguraban que lo habían visto. ¿Cómo podía ser verdad aquello? Todo el mundo había sido testigo de su crucifixión y posterior sepultura.

La verdad es que Cristo no estaba muerto; ¡estaba vivo! Él les había anunciado que al tercer día volvería a la vida. Algunas mujeres ya lo habían visto. Pero las pesadas emociones que experimentaban no les permitían ver la realidad. Estaban atados por una mentira.

El poder de esa mentira era tal, que cuando Jesús les comenzó a abrir la Palabra, la verdad no pudo quebrar la fortaleza del engaño. Empezando con Moisés y pasando por todos los profetas, el Hijo de Dios les explicó que todo lo que había pasado no era más que el cumplimiento de las Escrituras. Los discípulos estaban tan desanimados que no podían recibir aquella Palabra que tenía poder para hacerlos libres de la mentira.

Nuestros pensamientos tienen enorme influencia sobre nuestro comportamiento y nuestras emociones. Por esta razón Pablo enseña que «las armas de nuestra milicia no son carnales, sino poderosas en Dios para la destrucción de fortalezas, derribando argumentos y toda altivez que se levanta contra el conocimiento de Dios, y llevando cautivo todo pensamiento a la obediencia a Cristo» (2 Co 10.4–5). Como líder usted debe ser implacable con todo pensamiento que no es conforme a la verdad de Dios. Tómelo cautivo. Denúncielo y póngale las esposas en el nombre de Cristo. Preséntelo delante de su trono. Si le da lugar, lo llevará a usted por el camino de la ceguera donde, aun si se le aparece Jesús en persona, no lo reconocerá.

Para pensar:

A. W. Tozer, escribe: «Nuestros pensamientos no solamente revelan quiénes somos sino que predicen también lo que seremos. La voluntad puede convertirse en esclava de los pensamientos y en muchos sentidos hasta nuestras emociones dependen de nuestros pensamientos. Pensar estimula las emociones, y las emociones producen acciones».

[1]


[1]Shaw, Christopher: Alza Tus Ojos. San José, Costa Rica, Centroamérica : Desarrollo Cristiano Internacional, 2005, S. 14 de enero

Un Arma De Doble Filo (Viernes)

Jesús le dijo: De cierto te digo que esta noche, antes que el gallo cante, me negarás tres veces. Pedro le dijo: Aunque tenga que morir contigo, no te negaré. Y todos los discípulos dijeron lo mismo. Mateo 26.34–35

Qué lindo es ver a una persona que tiene entusiasmo por lo que cree, que comparte con pasión sus convicciones y ministerio. No podemos evitar ser movidos por el fervor de sus palabras, contagiados por lo infeccioso de sus actitudes. Nos hace bien estar alrededor de esta clase de personas.

¡Pedro era un hombre que llevaba la vida con pasión! Fue él quien se atrevió a caminar sobre el agua. No se dio cuenta de lo que estaba haciendo hasta que vio las olas a su alrededor. Él fue el que con entusiasmo sugirió hacer unas enramadas en el monte de la Transfiguración, aunque la Palabra nos dice que no sabía lo que decía (Mc 9.6). Ante las preguntas del Maestro a los discípulos, era Pedro el que siempre tenía la primera respuesta.

El entusiasmo es una cualidad importante en un líder. ¿Cómo vamos a motivar a nuestra gente si nuestras palabras y comportamientos comunican poca convicción o, peor aún, indiferencia? Sin duda la pasión juega un rol fundamental en el impacto que tenemos sobre la vida de otros. Pero debemos saber esto: nuestro entusiasmo puede ser también peligroso. En ocasiones nuestra pasión puede ser tan intensa que ni el Señor puede disuadirnos de lo que queremos hacer. ¡Pedro amaba tanto al Señor! Deseaba con desesperación demostrar la profundidad de su compromiso. Con fervor proclamó que jamás le daría la espalda, aunque todos lo hicieran. Cristo intentó dos veces hablar la verdad a su corazón, pero su pasión era tan intensa que ya no estaba abierto a recibir advertencias de nadie, ni siquiera del propio Hijo de Dios.

Condimente con mucho entusiasmo todo lo que hace como líder. ¡Celebre que usted es parte de una obra que ha nacido en el corazón mismo de Dios! Pero no olvide que su pasión no siempre es producto de la obra del Espíritu. Existen pasiones que son de la carne, y pueden conducirnos hacia el desastre. En Romanos, Pablo habla con tristeza acerca de los israelitas, diciendo: «yo soy testigo de que tienen celo de Dios, pero no conforme al verdadero conocimiento» (10.2). ¿Quién podía mejor que él testificar de esto? En su juventud había perseguido con fanatismo a la iglesia por «amor» al nombre de Dios.

Qué importante es la pasión. Qué cuidado debemos tener con ella. No sea una persona insulsa. Haga que la pasión sea una de las marcas que lo caracterizan como líder. Pero no confíe a ciegas en el camino por el cual lo quiere conducir su pasión. Podría acabar haciendo aquello que jamás se hubiera imaginado: negar al Señor.

Para pensar:

¿Es usted una persona de pasión? ¿De que maneras se manifiesta esta pasión? ¿Qué elementos puede incorporar a su ministerio para asegurar que su pasión no lo lleve por un camino equivocado?

Shaw, Christopher: Alza Tus Ojos. San José, Costa Rica, Centroamérica : Desarrollo Cristiano Internacional, 2005, S. 7 de enero

Sentimientos Encontrados (Jueves)

Entonces Pedro, tomándolo aparte, comenzó a reconvenirlo, diciendo: Señor, ten compasión de ti mismo. ¡En ninguna manera esto te acontezca! Pero él, volviéndose, dijo a Pedro: ¡Quítate de delante de mí, Satanás! Me eres tropiezo, porque no pones la mira en las cosas de Dios, sino en las de los hombres. Mateo 16.22–23

Lo que nos llama la atención de esta escena es que viene inmediatamente después de uno de los momentos más preciosos de Jesús con los discípulos, cuando Pedro le reconocía como el Cristo, el Hijo de Dios. Tal revelación no había sido el fruto de deducciones, ni el resultado de un estudio cuidadoso de las Escrituras. Era algo que le había sido revelado al discípulo por el Padre mismo.

Poco tiempo después, sin embargo, encontramos a Pedro en una postura que demuestra una increíble falta de discernimiento y una profunda incomprensión acerca de los propósitos del Padre para el Hijo. El discípulo pretendía impedir el cumplimiento de la Palabra que Cristo mismo estaba anunciando: que era necesario que el Mesías sufriera muchas cosas y luego fuera muerto en mano de los escribas y los fariseos.

La escena nos revela una verdad acerca de la vida espiritual, y es que en la misma persona podemos encontrar la más extraordinaria espiritualidad como también las más marcadas manifestaciones de carnalidad. La verdad es que conviven dentro nuestro las dos realidades, y nuestra capacidad de caer no cesa nunca. Aunque se han hecho una serie de conjeturas acerca de la clase de persona que estaba describiendo Pablo en Romanos 7, no es descabellado creer que estaba hablando de su propia realidad. Todos hemos visto en nuestro interior la misma interminable puja entre la carne y el espíritu. «No hago el bien que quiero, sino el mal que no quiero, eso hago. Y si hago lo que no quiero, ya no lo hago yo, sino el pecado que está en mí» (Ro 7.19–21).

De esta observación, quedan dos reflexiones. En primer lugar, como líder, nunca se confíe de que esta libre de caer, y de caer en forma estrepitosa. Debe cultivar siempre una actitud sabia hacia los potenciales problemas que pueden llevarle a tropezar, manteniendo en alto la guardia contra las manifestaciones de la carne. Hombres más consagrados que usted y yo han caído, y haremos bien en recordarlo.

En segundo lugar, no se exaspere con las manifestaciones de la carne en su propia vida. A veces, luego de momentos realmente sublimes en Su presencia, encontramos que los pensamientos más horribles atraviesan nuestra mente. No se condene por esto. Cuando Cristo animó a los discípulos a que oraran para no entrar en tentación, les estaba señalando que la carne siempre iba a ser motivo de estorbo para quienes quieren avanzar hacia cosas mayores en la vida espiritual. Por esto podemos identificarnos con el apóstol Pablo, cuando exclamó: «¡Miserable de mí! ¿quién me librará de este cuerpo de muerte? Gracias doy a Dios, por Jesucristo Señor nuestro». No es la presencia del pecado en su vida lo que lo descalifica para el ministerio, sino que usted conviva con él.

Para pensar:

«Las más grandes luchas de esta vida no se dan entre los inconversos, sino entre los salvos». D. G. Barnhouse.

Shaw, Christopher: Alza Tus Ojos. San José, Costa Rica, Centroamérica : Desarrollo Cristiano Internacional, 2005, S. 11 de febrero